Cambiar el mundo no es ninguna utopía

Raúl Rubio Millares – Secretario IES García Lorca (Algeciras)

Durante mucho tiempo, si a un profesor o una profesora le asignaban el IES García Lorca de Algeciras, un cúmulo de sensaciones (ninguna positiva) invadía su organismo. Eran tantas las leyendas que circulaban de boca en boca o en los foros de Internet que, quienes teníamos la opción, ni siquiera lo solicitábamos en el concurso de traslados. Por eso, cuando recibí la llamada de Andrés Luis Martín ofreciéndome la posibilidad de incorporarme al nuevo equipo directivo del García Lorca en el que él sería el director, me costó reaccionar. Cuatro años después de esa llamada el centro ha vivido una profunda evolución que, sobre la base de un nuevo proyecto educativo, ha transformado la imagen que en la comunidad educativa se tenía de él.

Una situación insostenible

El curso 2012-2013 supondría un punto de inflexión en la historia del García Lorca. El servicio de inspección educativa tuvo que realizar una Actuación A.5. “Intervención en centros con graves disfunciones” debido a tres causas principales: los graves problemas de convivencia que se daban, que incluían agresiones entre el alumnado y al profesorado; las numerosas solicitudes de cambio de centro, muchas debido a situaciones de acoso escolar; y un número importante de escritos donde el profesorado se quejaba de las condiciones en las que tenía que desarrollar sus funciones.

El análisis realizado por el servicio de inspección reflejó un centro con un absentismo real cercano al 40% y con unos resultados de aprendizaje muy inferiores a los de la media provincial y autonómica: en los niveles de 2º a 4º de ESO, el alumnado con seis o más asignaturas suspensas era superior al 50%, siendo del 38% en 1º de ESO.

Las familias procuraban no llevar a sus hijos al García Lorca, aunque tuviera cinco centros adscritos de Primaria. Y si no encontraban la forma de no matricularlos, a la primera oportunidad que tenían se los llevaban. Cuando en la primavera de 2013 se adscribió al alumnado del CEIP Parque del Estrecho, las familias llegaron a manifestarse para evitar este hecho, incluso mantuvieron reuniones con el servicio de inspección y la delegada provincial de Educación. Había que dar un giro radical a esta situación, si no, el centro estaba condenado al cierre.

Un nuevo proyecto educativo

Coincidiendo con la jubilación del director, se buscó una persona que lidere un equipo cuya misión sería elaborar un nuevo proyecto educativo ajustado a la realidad y a las necesidades del alumnado del centro. Es a Andrés Luis Martín, que en esos momentos era jefe de estudios en otro instituto de la localidad, a quien se le encargó este trabajo. Se incorporó en mayo de 2013 para hacer una evaluación antes de que finalizara el curso y así poder comenzar a trabajar de cara al curso 2013-2014.

El nuevo proyecto educativo se asentaría sobre tres pilares principales: la creación de medidas para la reducción del absentismo real del centro, la eliminación de las conductas graves relacionadas con los problemas de convivencia y la mejora de los resultados de aprendizaje. Además, pondríamos en marcha un Proyecto Lingüístico de Centro (PLC) que sirviera de eje vertebrador del proyecto, debido a las graves carencias detectadas en relación con la competencia en comunicación lingüística.

Junto a estas actuaciones principales también se llevaron a cabo otras que las complementaban, muy necesarias para que las primeras tuvieran éxito: creación de ambientes de aprendizaje donde el alumnado pudiera desarrollar su autonomía y avanzar en el desarrollo de sus competencias; una mayor supervisión de la asistencia del alumnado, colaborando estrechamente con la oficina de Asuntos Sociales de la zona; apertura del centro a la comunidad para que sirviera de núcleo cultural y referente; agrupamientos flexibles con desdobles para poder atender a la diversidad. Y, como parte del ya mencionado PLC, el trabajo con textos pautados para mejorar la comprensión y expresión escrita, y exposiciones orales y escuchas activas para mejorar la comprensión y expresión oral. Ambas actividades se realizarían en todas las materias con los mismos criterios.

Evidencias del cambio

Desde el primer trimestre del curso 2013-2014 pudimos observar mejoras en los aspectos mencionados que, con el paso del tiempo, no han hecho más que crecer. Nuestro PLC se ha convertido en referente y modelo para otros centros que han comenzado a trabajar también con esta estrategia metodológica. El absentismo se ha reducido a un 17%, los graves problemas de convivencia han sido eliminados y los resultados de aprendizaje han mejorado de una manera muy destacada:

  • En 1º de ESO el número de estudiantes con todas las asignaturas superadas pasa del 36,7% del curso 2013-2014 al 58,5% del 2016-2017; y el alumnado con seis o más asignaturas suspensas, del 33,94% al 11,93% del 2016-2017.
  • En 2º de ESO pasa del 23,08% del curso 2013-2014 al 47,29% del 2016-2017; y el alumnado con seis o más asignaturas suspensas, del 39,56% al 22,29% del 2016-2017.
  • En 3º de ESO pasa del 25,81% del curso 2013-2014 al 37,5% del 2016-2017; y el alumnado con seis o más asignaturas suspensas del 45,16% al 25% del 2016-2017.
  • En 4º de ESO pasa del 53,33% del curso 2013-2014 al 31,25% del 2016-2017; y el alumnado con seis o más asignaturas suspensas, del 20% al 10,41% del 2016-2017.

Todo esto con un significativo aumento en el número de estudiantes, pues ya no solo vienen, sino que se han quedado y no quieren irse: de los 203 matriculados en el curso 2012-2013 hemos pasado a 467 en el actual.

Las actuaciones realizadas en el García Lorca sirvieron para impulsar el Plan Marea (Mejora de los aprendizajes y resultados escolares en el alumnado), un proyecto donde 13 centros educativos de Primaria y Secundaria de la zona sur de Algeciras han comenzado a coordinarse y a trabajar en estrategias comunes para beneficio de sus estudiantes.

Además, el alumnado del García Lorca ha recibido diversos reconocimientos externos en premios y concursos donde se han presentado, como el JACE (Jóvenes Andaluces Creando Europa), donde quedaron terceros a nivel autonómico; la Feria de Diverciencia, primer premio de la edición de este año; un tercer premio en el concurso de escritura creativa organizado por Coca-Cola, o el primer premio de Andalucía al proyecto de Flamenco en el Aula coordinado por el profesor de Música, Manuel Salazar.

Situación actual

Para el curso 2017-2018, el García Lorca continuará creciendo, pues llegaremos a 650 estudiantes y a más de 50 docentes. El programa de bilingüismo, iniciado en el curso 2016-2017, se ampliará a 2º de ESO y asentaremos las actuaciones realizadas como Comunidad de Aprendizaje, con una incidencia mayor del alumnado del Ciclo Superior de Integración Social.

Resulta muy complicado resumir cuatro años de trabajo, de actuaciones, de vivencias. Aunque de hacerlo, un hecho que ejemplifica la evolución del centro es que quienes se manifestaban en 2013, ahora amenazan con nuevas protestas si no se incorpora el Bachillerato a la oferta educativa del García Lorca.

¡Comenta!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.